Cómo funciona el velocímetro de un automóvil

Si no fuera por el velocímetro de tu coche, ¿cómo sabrías a qué velocidad conduces? Sin duda cada mes te llegarían a casa unas cuantas multas. Por suerte contamos con los velocímetros, que funcionan muy bien y son completamente precisos. Si alguna vez te has preguntado cómo funciona el velocímetro de un automóvil, sigue leyendo.

Cómo funciona un velocímetro mecánico

La velocidad se define de forma muy simple: es la distancia recorrida dividida por el tiempo que se tarda en recorrerla. Eso es la velocidad promedio, pero lo que realmente necesita saber el conductor es la velocidad instantánea. O sea, a qué velocidad va en ese preciso momento.

En el coche tenemos las ruedas girando y queremos saber a qué velocidad. Para ello hay que conectar de alguna forma esas rudas a la aguja que da la velocidad en el velocímetro.

  1. Cuando el motor gira, el eje de transmisión gira para hacer girar las ruedas.
  2. El cable del velocímetro, impulsado por el eje de transmisión, gira también.
  3. El cable hace girar un imán a la misma velocidad dentro de la copa de velocidad. El imán gira continuamente en la misma dirección (en este caso, en sentido anti-horario).
  4. El imán giratorio crea corrientes de Foucault (corrientes electromagnéticos que giran en remolinos) en la copa de velocidad.
  5. Las corrientes hacen que la taza de velocidad gire hacia la izquierda también en un intento de alcanzar el imán.
  6. La espiral restringe el movimiento de la copa para que pueda girar solo un poco.
  7. A medida que gira la copa, gira la aguja indicando la velocidad del automóvil.

Cuanto más veloz va el coche, más rápido gira el cable, más rápido gira el imán, mayores son las corrientes que genera, mayor es la fuerza en la copa de velocidad, y más capaz es de empujar el puntero hacia arriba.

Cómo funciona un velocímetro digital

Los velocímetros electrónicos funcionan de una forma bastante diferente. Pequeños imanes conectados al eje de transmisión giratorio del automóvil pasan por diminutos sensores magnéticos (interruptores de láminas o sensores de efecto Hall) colocados cerca. Cada vez que los imanes pasan por los sensores, generan un breve pulso de corriente eléctrica. Un circuito electrónico cuenta la rapidez con la que llegan los pulsos y lo convierte en una velocidad, que se muestra electrónicamente en una pantalla LCD.

¿Consultas el velocímetro habitualmente? ¿Alguna vez te han multado por exceso de velocidad? Los comentarios están abiertos.

 

Descripción del autor

Gestiauto Tramitaciones

Sobre el autor:

CONTACTA CON EL AUTOR:

No hay comentarios

Dejar un comentario

Reiniciar los campos

Current ye@r *